Logo Implan-t
Madrid: +34 914 457 539
Burgos: +34 947 274 655 Burgos: +34 947 274 655
info@implan-t.es
Correo electrónico info@implan-t.es

Te conviene saber

Para tu salud bucodental conviene saber…

1. ¿Qué tipo de cepillo de dientes debo utilizar para cepillarme los dientes?

Hoy en día, la tendencia es recomendar un cepillo suave o medio en lugar de un cepillo duro, pues estos últimos pueden dañar al esmalte del diente y las encías. Existen también cepillos específicos para pacientes que llevan ortodoncia fija (brackets) o cepillos ultra suaves para utilizar después de cirugías orales. Es importante recordar que una sistemática de cepillado correcta es básica para tener una buena higiene oral.

2. ¿Qué es mejor, el cepillo eléctrico o el manual?

Ambos cepillos son igual de buenos siempre que se utilice un orden y la técnica más idónea sugerida por su odontólogo; sin embargo suele resultar más sencillo cepillarse con el eléctrico siempre de manera adecuada.

Salud dental

3. ¿Es necesario cepillar los dientes de leche?

Los dientes de leche y las encías (en el caso también de que aún no hayan salido los dientes) hay que cepillarlos para evitar problemas como pueden ser infecciones o caries. Hay que tener en cuenta que las caries afectan tanto a dientes permanentes como deciduos y que hay que controlar a los más pequeños de la casa para que se cepillen correctamente, incluso tendrán que hacerlo los padres si son muy pequeños y aún no tienen la suficiente destreza manual para hacerlo solos.

4. ¿Es necesario acudir al dentista aunque no tenga ningún dolor?

Cuando la boca comienza a doler significa que ya el problema está bastante avanzado y por tanto subsanar el problema es más complicado. Con revisiones periódicas al dentistaprevenimos que una pequeña caries que está empezando a formarse llegue a ser una caries muy grande que necesite un tratamiento de mayor envergadura, incluso su extracción. Así mismo, las limpiezas van a mejorar la salud de nuestras encías. Por estas y otras razones es conveniente realizar una revisión cada 6 meses / 1 año.

5. Por las mañanas me huele el aliento, ¿cómo puedo evitarlo?

La halitosis matutina es muy común. Se debe a que, durante la noche, los niveles de saliva disminuyen y la lengua apenas se mueve. Ambas cosas, favorecen la proliferación bacteriana cuya fermentación produce un olor característico que notamos al despertarnos. Por esta razón, es esencial cepillarse los dientes por las noches y por las mañanas. El cepillado antes de acostarnos, disminuirá al mínimo los niveles de bacterias patógenas; por la mañana, eliminaremos las bacterias que se hayan podido reproducir durante la noche.

6. ¿El mal aliento es ocasionado por los dientes?

En el 90 % de los casos, este mal olor del aliento se origina debido a una serie de bacterias patógenas localizadas en la boca; este problema se denomina HALITOSIS ORAL. En el 10% restante, denominada HALITOSIS EXTRAORAL, su origen está fuera de la boca, bien sea en el resto del sistema digestivo o en las vías respiratorias.

7. ¿He de acudir al dentista si pierdo algún diente?

Cuando perdemos un diente, nuestro organismo trata de reorganizarse para conseguir ser eficaces a la hora de masticar. Para ello, los dientes se desplazan, se inclinan y se “salen del hueso”. Esto provoca que con cada movimiento que realicemos con nuestra boca, los dientes chocarán entre sí de forma incorrecta, produciendo no sólo problemas en esos dientes (movilidad) sino también problemas en la articulación. Además, al perder un diente, sea cual sea la razón, va a comenzar un proceso de remodelación ósea que, con el tiempo, conllevará una pérdida de hueso a ese nivel, con el consiguiente aumento de la dificultad para reponer el diente perdido tanto mecánica como estéticamente. Por estas razones, no hemos dejar de pasar mucho tiempo entre la pérdida de un diente y la sustitución del mismo (ya sea con una prótesis fija apoyándonos sobre los dientes de al lado, sobre implantes o con una prótesis removible).

8. Tengo un diente con una endodoncia y me han dicho que tengo una caries ¿es eso posible?

A pesar de haber empastado y/o endodonciado un diente, aún queda material dentario al que pueden atacar las bacterias y producir caries.

Endodoncia

9. ¿Es necesario empastar los dientes de leche con caries?

Sí es necesario. Los dientes de leche tienen nervio, a pesar que con el tiempo se vayan a caer para ser sustituidos con los dientes definitivos. Esto quiere decir que pueden llegar a doler tanto como un diente definitivo. Por otro lado, una infección de los dientes de leche, puede provocar una infección del diente definitivo que está formándose justo por debajo. Además, si no se trata el diente, al final habrá que quitarlo, esto puede dejar un hueco que poco a poco se irá cerrando, no dejando espacio para que salga el diente definitivo.

10. ¿Cómo se limpia la férula de descarga?

Existen unos cepillos específicos para limpiar férulas y prótesis removibles, sin embargo también se puede utilizar un cepillo de uñas con jabón neutro. Además, es conveniente introducir la férula en una solución desinfectante, al menos un par de veces por semana para asegurarnos de que está libre de gérmenes, como bacterias u hongos.

11. ¿Lavarse los dientes con bicarbonato de sodio y limón blanquea lo dientes?

El ácido cítrico que contiene el limón puede debilitar el esmalte, la parte más externa de nuestros dientes; mientras que el bicarbonato sódico es un abrasivo que puede aprovechar esa erosión para eliminar las primeras capas de esta superficie, perjudicando los dientes y dejándolos más expuestos a la acción bacteriana y al frío.

12. ¿Si masticamos chicle no hace falta cepillarse los dientes?

El chicle aumenta la salivación y el pH de nuestra boca, esto va a ser beneficioso en un momento puntual (¡siempre y cuando no contenga azúcar!). Al comer, la saliva adquiere un pH bajo, lo cual debilita el esmalte dental, facilitando la formación de caries; si el pH es elevado, esta debilitación del esmalte es menos probable. Por otro lado, la saliva tiene ciertas enzimas que nos ayudan a proteger nuestros dientes. El chicle nos puede ayudar en un momento determinado pero en ningún caso puede sustituir el cepillado y el hilo dental. En todo caso, hay ciertos chicles que contienen xilitol como edulcorante; este compuesto inhibe el crecimiento de ciertas bacterias que producen la caries, por lo que no solo favorecen la producción de saliva y elevan el pH sino que también van a proteger los dientes frente a las bacterias.

13. ¿Es verdad que el embarazo produce daños en la boca?

El embarazo en sí no es causa de daños en nuestra dentadura; si bien es cierto que en esta etapa se es más propensa a padecer inflamación de las encías o un crecimiento de la misma denominado granuloma gravídico. Este último desaparecerá, normalmente tras el embarazo. También es frecuente, en el primer trimestre, tener náuseas y vómitos. El aumento del ácido en la boca predispone la erosión dental y la caries. Es importante hacerse una revisión periódica para evitar que los problemas leves, presentes antes del embarazo, provoquen molestias durante el curso del mismo.

14. ¿Es la ortodoncia un tratamiento sólo para niños y adolescentes?

Siempre que exista salud bucodental, se podrá realizar un tratamiento de ortodoncia también en adultos sin que conlleve ningún problema. De hecho, es un complemento perfecto para los tratamientos de estética. Además una boca con los dientes correctamente colocados reduce el acúmulo de bacterias y de comida facilitando la limpieza diaria. Así disminuye el resto de caries e infección de encías.

15. Me sangran las encías, ¿es normal?

Cuando las encías sangran algo no va bien, algo está pasando. La causa más frecuente del sangrado de las encías es la acumulación de bacterias. Para evitarlo, hemos de cepillarnos suavemente y utilizar la seda dental (y/o los cepillos interdentales) 3 veces al día. Si este problema persiste durante más de dos o tres días, es conveniente visitar al especialista para que él valore las causas del problema y proponga una solución.

16. ¿Es posible que mi cuerpo rechace los implantes?

Los implantes dentales se confeccionan con titanio que es un material totalmente compatible con el cuerpo humano. Sin embargo, hay una serie de factores que predisponen a perder los implantes, como son una pobre higiene oral, el tabaquismo y antecedentes de enfermedad periodontal (“enfermedad de las encías”) .

17. ¿Las limpiezas de boca dañan el esmalte?

Las limpiezas de boca se realizan para eliminar los acúmulos de bacterias que se depositan alrededor de los dientes. Estas higienes se realizan con un aparato ultrasónico que expulsa agua al tiempo que vibra, para poder desprender estos depósitos bacterianos. No existe riesgo alguno de daño al esmalte. Es más, al eliminar las bacterias presentes en la boca, limitamos su efecto erosivo y cariogénico, protegiendo de este modo el esmalte y no dañándolo.